Suscríbete por RSS

Las bromas sobre el Manzanares



Nuestro Manzanares, a quien alguno acertó a llamar el «aprendiz de río», ha sido siempre objeto de innumerables burlas. Ya hemos comentado aquí alguna vez que cierto embajador alemán llamado Rhebiner bromeó diciendo que el nuestro era «el mejor río de Europa», pues tenía la ventaja de «ser navegable en coche y a caballo».

Sin duda el que más se ensañó fue Alejandro Dumas padre, quien en cierta ocasión pidió a un aguador un vaso para calmar su sed. Cuentan que se bebió sólo la mitad y el resto lo arrojó al río porque, según él, «le hacía más falta». No contento con esto, más tarde escribiría al relatar su viaje que del río no hablaba, porque «por más vueltas que di, no conseguí verlo nunca».

Admito que no es de extrañar que se mofaran del Manzanares, porque si comparamos su caudal medio (10 - 15 m³/s) con los de otras capitales europeas como el Sena parisino (500 m³/s), el Tíber romano (239 m³/s), el Támesis londinense (65,8 m³/s) o los Spree y Havel de Berlín (36 m³/s y 108 m³/s, respectivamente)... el pobrecillo no sale muy bien parado.

Hasta ahora creía que las principales pullas habían venido de fuera. Sin embargo, hace poco he descubierto que Tirso de Molina le dedicó una rima a propósito de la escasez de sus aguas:
Como Alcalá y Salamanca,
tenéis, y no sois colegio,
vacaciones en verano,
y curso sólo en invierno
A lo largo del siglo XX, por si ser poco caudaloso no era suficiente, nuestro Manzanares vino acumulando cantidades espectaculares de porquería. No pocas veces he oído mencionar que las aguas del río estaban tan cochinas que los patos podían caminar por ellas, o que la contaminación había alcanzado niveles alarmantes y que cualquier día salía una carpa con dos cabezas.

A pesar de todo, el Manzanares ha sido de gran utilidad a Madrid a lo largo de la historia. Así lo dejó escrito Ramón de Mesonero Romanos en su Manual de Madrid:
Las aguas del río, aunque escasas, servían para fertilizar su término, para el lavado de ropas, para los baños generales en verano, y para surtir el canal (...)
Créditos | La foto se titula Ribera del Manzanares y su autor es Cruccone

Etiquetas:

14 comentarios:

Blogger BeaBurgos dijo...

Con intención de facilitar la conexión entre los bloggers de Madrid, ha nacido la Red Social Madroñosfera, donde los bloggers pueden compartir sus posts, sugerencias, documentos, participar en foros, etc.

Por favor, ayúdame a difundirlo http://bit.ly/a8UFJi

27 de febrero de 2010, 19:04  
Blogger J. J. Guerra Esetena dijo...

Gracias y enhorabuena por este recopilatorio de burlas sobre nuestro río. Me atrevo a añadir este otro verso de Góngora, para que no falten representantes del Siglo de Oro, que fueron los más críticos con el río. "¿Cómo ayer te vi en pena, y hoy en gloria? Bebióme un asno ayer, y hoy me ha meado". Un saludo, Jesús

27 de febrero de 2010, 20:58  
Blogger ernesto dijo...

No todo han sido chuflas y cuchufletas. Alguno le ha nombrado con cariño y nostalgia, como Don Francisco (ese que llevaba unos quevedos en el puente de la nariz)

Manzanares, Manzanares,
arroyo aprendiz de río,
tú que gozas, tú que ves
en verano y en estío
las viejas en cueros muertos,
las mozas en cueros vivos.


Papi Sama.

28 de febrero de 2010, 11:46  
Blogger piradaperdida dijo...

¡Gracias, muchas gracias por los comentarios! Siempre hacéis crecer cada anotación del blog, me encanta haberme enterado de lo de Góngora y Quevedo (no es extraño que en esto, como en todo se llevaran la contraria, jejeje).

28 de febrero de 2010, 21:37  
Blogger Shubby dijo...

Yo siempre he sostenido que si te bañas en el Manzanares te saldrá otro brazo, lo de las carpas con dos cabezas ya lo tenemos superado hace tiempo.

1 de marzo de 2010, 15:41  
Blogger Vagamundo dijo...

Alguien, Cernuda(¿?) también decía algo salado sobre el río y su cauce alimentado por la orina de los burros de la capital...
(ay, memoria desgraciada)

Pero ese río, que también fue frente y trinchera de guerras inciviles, vertidos de sangre de reses y seres, también tiene hoy en día su tosco encanto metropolitano.
Con sus atolladeros, sus puentes "Y", sus presas y sus cautivadores.
Las obras, las playas fluviales, los patos descolocados de.. los carriles bici en lugar de la M30, el Calderón, las pasarelas, la verbenas de Arganzuela y San Isidro

Dios, párenme! :)

3 de marzo de 2010, 10:15  
Blogger piradaperdida dijo...

¡Nunca! Sigue cuanto quieras :)

3 de marzo de 2010, 10:16  
Blogger Gaby dijo...

Qué lindo post! Me encanta Madrid y el Manzanares, crecí en Uruguay, escuchando una música que hablaba del rio Manzanares y me preguntava dónde y como sería. Ahora que lo conozco, lo recuerdo con nostalgia desde que no estoy en Madrid.

3 de marzo de 2010, 20:51  
Blogger ernesto dijo...

Pues nuestro Manzanares madrileño, seguro que le dejaba pasar a ver a su madre enferma.

El Manzanares de la canción te pilla algo mas cerca, ya que es un rio venezolano.

Intenta cantar la famosa canción de J.A. López con ritmo de chotis, y verás como "ná de ná·. Lo siento, pero a cada cual lo suyo.

Papi Sama

5 de marzo de 2010, 10:31  
Anonymous chechimadrid dijo...

adoro este rio, y me da mucha pena que es tratado tan mal!! espero que pronto empiezen los trabajos urbanistico! bueno, pasa por mi blog: hablo solo de madrid!...y si quieres ponerme en tus enlaces...mejor!

7 de marzo de 2010, 1:15  
Blogger Devaneos de un moderno Peter Pan dijo...

Aquí te dejo un link, aunque nada tiene que ver con el Manzanares (¿O sí?). Más bien, el artículo al que remite habla sobre el gusto que tenía Camilo José Cela de recoger todos y cada uno de los motes/topónimos de los que gozan los madrileños desde años ha....
Es super curiosa la historia que cuenta sobre el origen de la denominación de "madrileños = gatos".
Creo que puede ser, esta "dictadología tópica", bastante entertenida.
¡Un saludo desde Francia!

¡¡¡Y de Madrid, al cielo!!!!

http://www.elpais.com/articulo/madrid/Gatos/madriles/otros/motes/elpepuespmad/20100308elpmad_11/Tes

8 de marzo de 2010, 15:11  
Blogger Fernando dijo...

Hola Laura,
el mismo río Manzanares es la clave de la ubicación de la ciudad. En el talud del río, en la parte más alta, de mejor visión y más fácil de defender se fundó Mayrit... y aquí estamos. El río marcó frente durante muchos años durante la guerra civil, y tantos criticones con el caudal de nuestro río se darían un puntito en la boca si supieran algo de geografía y geomorfología (terrenos, precipitaciones,etc.)
Besos

10 de marzo de 2010, 23:18  
Blogger Vagamundo dijo...

Vuelvo al redil, pues me he topado esta mañana con esto:
"El Manzanares no es un río: es una carretera encharcada y llena de hierbas"

(nada menos que) Ignacio Aldecoa, El aprendiz de cobrador (procedencia: el cuento español)

22 de marzo de 2010, 11:03  
Blogger piradaperdida dijo...

Una carretera encharcada... jajajaja qué mala baba :)

23 de marzo de 2010, 10:24  

Publicar un comentario en la entrada

< al inicio